Inicio » Noticias » La Fe introduce la broncoscopia guiada por navegación electromagnética en el abordaje de patologí­a pulmonar
La Fe introduce la broncoscopia guiada por navegación electromagnética en el abordaje de patologí­a pulmonar
La Fe introduce la broncoscopia guiada por navegación electromagnética en el abordaje de patologí­a pulmonar
Esta técnica permite planificar la intervención mediante una reconstrucción virtual del árbol bronquial mediante la realización de una tomografí­a computerizada previa
07-12-2016

La Unidad de Endoscopias Respiratorias del servicio de Neumología del Hospital Universitari i Politècnic La Fe, dependiente de la Conselleria de Sanitat Universal i Salut Pública, ha incorporado una nueva tecnología de realización de broncoscopias utilizando un sistema de navegación electromagnética que permite un abordaje más avanzado en el diagnóstico y tratamiento, con menores complicaciones, en la patología pulmonar.

 

"A la propia complejidad de la patología pulmonar se han añadido nuevas técnicas diagnósticas, como la tomografía computerizada (TC) en el diagnóstico precoz del cáncer de pulmón-, que nos enfrenta a los neumólogos endoscopistas a auténticos retos para obtener muestras del tejido pulmonar de nódulos milimétricos en parénquimas pulmonares enfermos y con riesgo con complicaciones con abordajes más agresivos e, incluso, quirúrgicos", ha señalado el doctor Enrique Cases, jefe de sección de Neumología del Hospital La Fe.

 

Actualmente, el hallazgo de un nódulo pulmonar era casual en un 90%, ya que sólo suele aparecer en el 0,2% de las radiografías de tórax. Sin embargo, su incidencia ha aumentado desde la incorporación de la tomografía computerizada a los estudios poblacionales de screening del cáncer de pulmón. Cerca del 50% de estos nódulos son de naturaleza maligna y entre los malignos menores de 10 mm de diámetro, el 41% son carcinomas broncogénicos en pacientes sin antecedentes de cáncer y el 23% metástasis.

 

Así, la broncoscopia por navegación electromagnética permite dar respuesta en estas situaciones, ya que permite alcanzar cualquier punto en el pulmón por vía endoscópica, lo que abre muchas posibilidades diagnósticas y terapéuticas.

 

El sistema de broncoscopia por navegación electromagnética se compone de cuatro elementos fundamentales: un campo electromagnético que envuelve el tórax del paciente, una sonda electromagnética dirigible, confeccionada y calibrada manualmente, un canal de trabajo extensible y reforzado con titanio en su extremo distal para facilitar la obtención de material diagnóstico y el software capaz de planificar la intervención y proporcionar una guía visual en tiempo real de la localización de la sonda.

 

La reconstrucción virtual con la imagen de la TC del árbol bronquial permite marcar puntos de referencias virtuales, generalmente de fácil acceso, como la carina principal, que a su vez posibilitan al sistema triangular la posición de la sonda dentro del campo electromagnético y, por ende, dentro del tórax del paciente.

 

 

Una sonda en un entorno virtual

 

Se marcan asimismo una o varias dianas y en ocasiones puntos de referencia intermedios que facilitarán la búsqueda sistemática del recorrido endobronquial hasta la diana. Durante la broncoscopia se introducen el canal extensible y la sonda en el árbol bronquial, y se registran los mismos puntos de referencia seleccionados durante la planificación. El software se encarga entonces de comparar las dos imágenes, la virtual y la real, e indica el grado de divergencia entre ambas, que no debe superar los 4 milímetros en condiciones óptimas. Una vez completado el proceso de registro comienza la navegación.

 

"Durante el proceso, disponemos en todo momento de una reconstrucción en tres proyecciones del escáner del paciente. La situación de la sonda en este mundo virtual depende de su posición dentro del campo electromagnético y es fácil comprobar que todo está en orden al colocar la sonda en cualquier punto visible del árbol bronquial, asegurando al hacerlo que la ubicación de la sonda en el mundo virtual se corresponde con su ubicación real. La navegación se realiza avanzando, al mismo tiempo y sin forzar, por el canal extensible y la sonda hasta que se alcanza la lesión. El sistema permite comprobar en todo momento si la sonda se aproxima o se aleja de la lesión. De ser así, utilizando como guía las tres proyecciones podemos reconducir la sonda y rectificar cada paso si fuera necesario, hasta alcanzar el bronquio que lleva a la diana. La navegación hasta un ganglio mediastínico es más sencilla, ya que no requiere adentrarse en el árbol bronquial. De todos modos, en ambos casos, el software advierte de la distancia y dirección hasta el centro de la diana tomando como punto de referencia la sonda", ha explicado el doctor Cases.

 

El proceso termina una vez alcanzado el nódulo o la adenopatía, cuando se fija el canal extensible y se retira la sonda. Posteriormente se introduce la pinza de biopsia o una aguja citológica y se obtienen las muestras necesarias.

Compartir en Facebook Twittear Compartir en Google Plus Comparte este video en Linkedin
Patrocinador
Visualizaciones: 2825